lunes, 16 de junio de 2014

SOBRE LOS ENEMIGOS



Esta es la prueba del amor, porque amar a los amigos todos los sabemos hacer y nos apetece hacerlo. Por lo tanto, esa clase de amor no exige ningún esfuerzo ni es carga que no nos guste practicar. Es más, es lo más natural y lo que todos practicamos.

Así que el verdadero amor exige algo diferente y más valioso. Algo tan difícil como amar a los enemigos. Enemigos que ponen en peligro tus proyectos, tu familia, tus amigos y hasta tu vida. Esa clase de amor, que dicho sea de paso, es la verdadera prueba de amor y la que se nos hace muy difícil llevar a cabo.

Y es que sin el único Amor que nos amó primero y ha dado lo más que ama, su Hijo, por nosotros, nada podemos conseguir nosotros. Pues para amar hay primero que dejarse Amar por el Padre Dios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.