domingo, 22 de mayo de 2016



El Camino del creyente en Jesús de Nazaret no es fácil. A nadie se le esconde sus dificultades y obstáculos, pero, a pesar de eso, se continúa con esperanza y alegría, porque se saben en presencia del Espíritu Santo, enviado por el Padre y en Nombre del Hijo, que hablará de lo que reciba de ellos.

Y eso te alimenta y te fortalece, y vigoriza tu voluntad porque te sabes en buenas manos y seguro de tu triunfo. Experimentas que no vas solo, sino que participas de la Gloria del Dios Trino, Padre, Hijo y Espíritu Santo, del que recibes la Gracia para sostenerte en la lucha de cada día. 

La gran noticia del Evangelio de hoy es la revelación de esa promesa que Jesús nos hace: Cuando venga Él, el Espíritu de la verdad, os guiará hasta la verdad completa. Porque su Palabra tiene siempre cumplimiento, pues nunca ha fallado. Él es el Camino, la Verdad y la Vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.