viernes, 28 de octubre de 2016

La vida es lo primero que todos queremos conservar y, de hecho, pasamos mucho tiempo dedicados a conservarla y cuidarla. Cuando vamos por la calle observamos a mucha gente que corre, que hace ejercicios, que va a los gimnasios. Incluso, sabemos que hacen dietas y se preocupan por comer sanamente.

Sí, la salud es algo muy importante en la vida de las personas. Sin embargo, hay una vida mucho más importante que ésta, y que promete ser eterna. Nos la proclama Jesucristo, y para eso ha elegido a doce apóstoles que continuaran su misión de proclamarla. Nos ofrece una Vida gozosa y eterna.   

No sólo lo predica, sino que lo demuestra con sus obras. Llega incluso a decirnos que si no creemos en su Palabra, que creamos, al menos, en sus obras. Pero, lo más importante es su Resurrección. Todavía hoy, después de dos mil años, se habla de ella, se discute y se intenta demostrar. Mientras Jesús sigue vivo, se manifiesta en muchas personas y a través de muchos y de su Iglesia actúa en el mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.