jueves, 13 de febrero de 2014

LA NOCHE: UN BUEN MOMENTO PARA PENSAR

Hay muchas personas que a la hora de aceptar su responsabilidad han encontrado sentido a su vida. Ese encuentro ha pasado por momentos muy difíciles y de verdadera lucha, pero han descubierto en ello el verdadero amor y felicidad.

Y es que la felicidad y el amor se disfrazan de problema, de sacrificio y de renuncia. Y exigen todo porque lo que sólo se da a media tiene su corazón dividido. Y un corazón dividido no puede amar de verdad hasta el extremo. Así lo hizo Jesús, nos amó hasta el extremo de entregarse totalmente por cada uno de nosotros.

Por eso, los niños deficientes o minusválidos son verdaderas oportunidades para encontrar la verdadera felicidad. Y cuando lo descubrimos somos los seres más felices del mundo. No nos cambiamos por nadie.

Sin embargo, siempre, antes, hay una lucha y una elección que descubre si hay verdadero amor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.