domingo, 9 de febrero de 2014

LA NOCHE: UN BUEN MOMENTO PARA PENSAR

Se hace difícil aceptar lo que te parece malo o no va con tus intereses. Se hace difícil perder cuando consideras que has hecho méritos para ganar, o cuando lo has tenido casi en la mano y se te escapa sin saber cómo. Son momentos de desorientación y de disgusto pero que no queda otro camino que aceptarlos y superarlos.

No hacerlo es revelarte contra la suerte y el trabajo de los otros que también la merecen y la de considerarte con más derechos que otros. Queremos entonces buscar justicia pero no la encontramos. Y es que este mundo no es justo pues se le escapa el bien y el mal. Por eso es bueno mantener la esperanza de que nuestro Padre Dios imparta justicia en la que todos quedaremos gozosos y felices.

Nuestra esperanza es que Dios haga justicia de todo lo que se haga bien y mal. Y por esa razón debemos esforzarnos en hacer el bien y desterrar el mal. Al final recibiremos el premio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.