jueves, 30 de abril de 2015



Cuidado con nuestro enfebrecido apasionamiento que termina desnortándonos y confundiéndonos y perdiéndonos en el Camino. El mundo nos ofrece muchos caminos, pero ninguno te da la plenitud eterna que buscas.

Es posible que tú o yo no nos demos cuenta, pero a base de caídas y tropiezos experimentas que sólo uno te dice la Verdad. Porque Él es la Verdad y su Palabra y Vida dan crédito de Él.


Y ese sólo puede ser Aquel que de Él mismo ha dicho que es la Verdad, el Camino y la Vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.