martes, 14 de abril de 2015



No cabe ninguna duda que todos buscamos la felicidad. Eso es cierto, pero también es cierto que experimentamos una y otra vez que la felicidad no la alcanzamos en las cosas. Cosas de este mundo: dinero, bienes, poder, placer...etc.

Sin embargo, no creemos a Jesús, que nos habla de otro tipo de felicidad que viene de arriba, de lo alto, de lo que nadie, sino Él conoce. Porque en lo que nos dice Jesús descubrimos la felicidad.

Y lo experimentamos cuando vivimos sus Palabras. Todo consiste en darnos y dar. Esos saben y conocen el verdadero gozo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.