sábado, 11 de julio de 2015



Se derrumban tus palabras cuando la vida no las certifica. Una vida incoherente anula toda palabra que sale de tus labios. Mejor callar que proclamar.

Transmitir un mensaje exige que la palabra y vida marquen un mismo paso, y lo que proclama una, lo corrobore la otra. Sin ese ritmo todo se derrumba.

Pero, cuando la vida dice con su acción lo que proclama la palabra, el mensaje llega limpio y si habla en verdad, transmite verdad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.