viernes, 13 de mayo de 2016



No hay mayor libertad que la de aquel que trate y busca hacer el bien. Porque ser libre es desear y amar lo que es bueno y beneficia al bien común. Nadie quiere aquello que puede perjudicar a otro, y cuando lo hace enciende sospechas, odio y venganzas.

Y eso es lo que te propone Jesús de Nazaret. Ser libres, porque cuando amas buscas y deseas el bien de la persona amada. Y ese es el deseo más libre que se puede tener. Porque el bien lo ama todo el mundo y es aceptado por todos. Nadie quiere para sí aquello que es malo y perjudicial. Y eso te descubre y te agita tu conciencia para que no lo quieras para otro.

 Por lo tanto. Experimentas que eres libre cuando haces lo que debes hacer. Y lo haces cuando buscas el bien para los demás, que es también tu propio bien. Eso significa que siguiendo a Jesús serás libre porque eso es lo que Él te propone, hacer lo que tú, en lo más profundo de ti, quieres hacer: amar la verdad y la justicia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.