lunes, 6 de marzo de 2017

El hombre está dormido, o mejor, engañado. Se le ha regalado un mundo bien hecho, pero lo disfruta mal y lo cuida peor. Se le ha dado un manual de instrucciones, pero no hace mucho caso y conforma el mundo recibido según le parece y mirando para su propio interés y pasiones. Los resultados son catastróficos.

Y, quiera o no, su camino está señalado y, un día, deberá parar y preguntarse qué ha hecho, o cómo ha empleado su tiempo y sus talentos. Y se sorprenderá, porque el resultado tendrá mucho que ver con la forma de haber gastado su tiempo. De él dependerá que toda su vida haya valido la pena o no.

Es el momento de la verdad y la hora de descubrir si ha valido la pena caminar y enfrentarse a todo lo que el camino te ha presentado. Es la hora de descubrir si has encontrado ese tesoro por el que has gastado tu tiempo y has puesto todos tus esfuerzos. Si realmente has amado como Cristo te ama, lo has encontrado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.