miércoles, 9 de diciembre de 2015



Los hijos necesitan de sus padres. Así ocurre en todos los seres vivientes. Necesitan cuidados y protección durante una parte de su vida, sin la cual no podrían subsistir.

Y todos buscamos esa familia donde encontrar espacios de cuidados y protección para el desarrollo de nuestras vidas. La familia es el lugar donde, no sólo podemos desarrollarnos, sino aprender a vivir en la verdad, la justicia, la paz y el amor.

Jesús nos invita hoy a buscarlo cuando estemos desesperados, cansados o sin horizontes de esperanza. Él vivió en una familia, y sabe de la ternura de un padre y madre. No obstante, fue enviado por su Padre para revelarnos su Amor y ofrecernos la salvación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.