viernes, 8 de abril de 2016



Jesús no aprovecha la ocasión para lucirse ni para que lo vean. Jesús persigue que los hombres se den cuenta de que Él es el Hijo de Dio, y hace esos portentos para descubrirle el poder de Dios sobre todas las cosas.

También, quiere deja claro que Él ha venido a dar testimonio del Padre y a entregar su Vida, de forma voluntaria para la salvación de todos los hombres. Y lo demuestra a cada instante preocupándose por todos aquellos que se encuentran en una situación comprometida y penosa.

Y quiere advertirnos que cuenta con nosotros para hacer su Obra de salvación. Por eso pasa tres años de vida pública entre nosotros, y reúne a sus discípulos y apóstoles preparándolos para proclamar la Buena Noticia de Salvación. Entonces, antes de ascender a los Cielos, se les aparece a los apóstoles y le anima a dar testimonio de Él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.