sábado, 31 de diciembre de 2016

Creo que esa puede ser la razón que la Buena Noticia de salvación fue anunciada a los pastores. Pastores, gente humilde y, en aquella época, excluida y marginada por la sociedad de su tiempo. Considerados los últimos y desechados por todos.

Sin embargo, los ángeles les anuncian el acontecimiento más importante del mundo. Y hoy y siempre, a partir de ese momento, son los pastores más famosos del mundo. No hay belén sin pastores. Pero, detrás de esos pastores se esconde actitudes necesarias para poder recibir el mensaje de la Buena Noticia.

Se necesita ser pobre de espíritu y necesitado de salvación. Se necesita humildad para acoger la salvación que te ofrecen. Y es que cuando sufres o no tienes nada, te agarras a lo que te ofrecen. Y cuando descubres, como los pastores, que lo que te dicen concuerda y es verdad, regresas glorificando y alabando a Dios.


FELIZ AÑO NUEVO



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu pensamiento es una búsqueda más, y puede ayudarnos a encontrarnos y a encontrar nuestro verdadero camino.